Crowdfunding Inmobiliario: ¿Futuro o una mala idea?

crowdfunding

Comparte este artículo

¿Que es el crowdfunding inmobiliario?

En esta publicación, vamos a explorar cómo se puede utilizar el crowdfunding para invertir en bienes raíces en España.

El crowdfunding inmobiliario es una forma de que las personas inviertan en bienes raíces juntando su dinero.

La idea detrás de esto es que el riesgo se distribuye entre muchas personas, por lo que si una persona no paga su hipoteca, no afecta a todos los demás.

El crowdfunding inmobiliario ha existido desde la década de 1990, pero solo recientemente se ha vuelto popular. Esto podría deberse a una serie de factores, incluido el aumento de las plataformas de inversión en línea y las personas influyentes en las redes sociales. , lo que puede haber contribuido al aumento de la demanda. Hay muchas características del crowdfunding inmobiliario. Algunas de esas características incluyen: En los EE. UU., todavía no existen leyes federales para el crowdfunding inmobiliario. Entonces, cada estado crea sus propias reglas y regulaciones sobre cómo se deben realizar estas inversiones en su estado. 

crowdfunding inmobiliario

Aunque en EE. UU no esté regulada esta práctica desde 2015, el ‘crowdfunding’ inmobiliario está regulado en España, como sucede en otros países de América Latina, como Colombia. En España, la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV) es el regulador encargado de autorizar y supervisar la actividad de las empresas ‘proptech’. La regulación marca, por ejemplo, que los inversores no profesionales pueden invertir un máximo de 1.000 € en un proyecto y no más de 10.000 € en varios.

 

 

Este tipo de inversión se gestiona a través de una plataforma de crowdfunding, que localiza oportunidades y las difunde a través de su página web. A cambio, recibe una comisión por las inversiones realizadas. Una de las más asentadas es Urbanitae, desde cuya web los usuarios invierten en proyectos inmobiliarios con aportaciones desde los 500 euros.

Ventajas y desventajas

Las ventajas y desventajas de esta nueva tendencia son:

 

 

Ventajas

  • No es necesario un gran capital para empezar a invertir.
  • Democratiza el acceso a inversiones que antes estaban limitadas a actores tradicionales.
  • Las inmobiliarias y constructoras cuentan con un acceso más amplio a fuentes de financiación.
  • Las plataformas conectan de forma más fácil la oferta (proyectos) con la demanda (necesidad de inversión).
  • Disminuye los costes financieros asociados a la operación.
  • Permite la inversión en proyectos en otros países.

Desventajas

  • Como toda inversión, tiene un riesgo asociado.
  • Las garantías y los seguros pueden ser limitados.
  • Es una actividad muy reciente con una regulación nueva, lo que genera incertidumbre.
  • En algunos países esta actividad puede usarse para lavar dinero.
 

 

Contacta con nosotros

Más artículos

¿Cuándo bajaran los precios?

Bajo el panorama económico de inflación y tasas de interés al alza, muchas voces han comenzado a advertir que la tendencia de la industria inmobiliaria

Cuánto se tarda en firmar una hipoteca
Evolución de las hipotecas

Cambiar de tipo fijo a variable: ¿Que debo saber?

El tipo de interes Antes de contratar una hipoteca tenemos que valorar muchas cuestiones como las ofertas y condiciones que nos ofrece cada banco, si

¿Tienes alguna duda?

Contacta con nosotros para lo que necesites

¡Pregúntanos lo que quieras!