Cómo saber si tu hipoteca desgrava

hipoteca desgrava

Comparte este artículo

Share on facebook
Share on linkedin
Share on twitter
Share on email

Entre los meses de abril y junio una de las dudas más habituales de los ciudadanos españoles es saber qué pueden desgravarse. La declaración de Hacienda no deja indiferente a nadie, y la mayoría de las personas buscan cualquier estrategia para tener que pagar menos impuestos en este periodo dentro de la legalidad. En este sentido, saber si tu hipoteca desgrava o no es una de las dudas más frecuentes.

Y es que saber si la hipoteca desgrava o no es un tema que confunde a mucha gente con una vivienda en propiedad. Los pagos hipotecarios suponen una buena parte de lo que nos gastamos mes a mes, por lo que si fuera posible desgravarlos en nuestra declaración esto supondría una gran ventaja para la economía personal.

Pero, ¿qué hipotecas desgravan y cuáles no? ¿Qué hace que unas personas puedan descontar estos pagos en su declaración mientras otras no disfrutan de este beneficio? En el artículo de hoy te lo contamos.

¿Cuándo desgrava la hipoteca?

Existen varios factores que determinarán si tu crédito hipotecario es deducible en tu declaración anual o no. Sin embargo, hay un requisito indispensable que debe cumplir tu hipoteca para que te la puedas desgravar. Estamos hablando del año en que contrataste este préstamo.

Y es que únicamente las hipotecas contratadas antes de 2013 pueden desgravarse en la declaración de Hacienda. La posibilidad de deducir este gasto fue un incentivo introducido por el gobierno con la intención de fomentar la compra de viviendas, que se había resentido en gran medida después de la crisis inmobiliaria que comenzó en el 2008.

Después del 1 de enero de 2013 se suprimió la posibilidad de deducir la inversión en una vivienda habitual. Por lo tanto, si adquiriste tu préstamo hipotecario después de esta fecha no puedes desgravar tu hipoteca en la declaración de la renta.

Pero, ¿qué pasa si contrataste tu hipoteca antes del 2013? ¿Significa esto que automáticamente puedes desgravar los pagos en tu declaración de la renta? En realidad, la respuesta es más compleja de lo que parece.

Requisitos para desgravarte la hipoteca

Incluso si contrataste tu crédito hipotecario antes del año 2013 esto no significa que automáticamente puedas deducirte los pagos en la declaración anual. Existen algunos requisitos adicionales que debes cumplir para poder aprovechar este beneficio:

  • Debes haberte deducido los pagos de la hipoteca en algún momento anterior al año 2013
  • El préstamo hipotecario tiene que haber sido utilizado únicamente para el pago de una vivienda. Por ejemplo, si contrataste una hipoteca para reunificar deudas habría parte de las cuotas que no podrías deducirte.
  • La propiedad que hayas adquirido debe estar clasificada como bien inmueble. Por ejemplo, una casa móvil no entraría en esta clasificación.
  • La propiedad debe ser considerada la vivienda habitual de la persona. En este sentido, no se puede desgravar una hipoteca para segunda residencia o una casa que se tenga alquilada a otra familia.
  • Por último, el declarante debe tener la propiedad plena de la casa sobre la que se está pagando la hipoteca. Otros casos como la propiedad fiduciaria o la nuda propiedad no podrían beneficiarse de esta ventaja fiscal.

¿Cuánto puedo desgravar con mi hipoteca?

Si tienes la suerte de cumplir todos los requisitos mencionados anteriormente estás de enhorabuena: puedes deducirte los gastos de los pagos de tu hipoteca en la declaración de Hacienda. Pero, ¿cuánto exactamente puedes ahorrarte gracias a este mecanismo legal?

En este sentido la legislación no ha cambiado durante los últimos años. A día de hoy, si cumples con todos los requisitos puedes desgravarte hasta un 15% de los pagos mensuales de tu hipoteca hasta un límite máximo de 9.040 euros.

Esta deducción en los pagos de la hipoteca se consigue al sumar dos tramos diferentes. Por un lado está el estatal, que suma hasta el 7,5% del importe que tengas que pagar mes a mes. Por otra parte encontramos el tramo autonómico, que también puede llegar hasta el 7,5% pero cuya cantidad exacta varía en función de la comunidad en la que vivas.

En la práctica todos estos datos implican que puedes desgravar hasta 1.356€ de IRPF con tu hipoteca cada año. En el caso de que haya dos titulares, esta cantidad se multiplica por dos.

Preguntas frecuentes sobre desgravar el pago de la hipoteca

Saber si tu hipoteca desgrava y en qué medida lo hace es algo complejo. Por eso, en esta sección respondemos algunas de las preguntas más habituales que se plantean sobre este tema.

¿Qué se considera exactamente una vivienda habitual?

Ya hemos visto que uno de los requisitos para poder desgravar la hipoteca es que el importe vaya destinado al pago de la vivienda habitual del contribuyente. Pero, ¿qué significa exactamente este requisito?

A la hora de desgravar el IRPF en la declaración de Hacienda se considera que un inmueble es la vivienda habitual si se cumplen las siguientes condiciones:

  • La persona lleva al menos 3 años residiendo de forma continuada en ese domicilio. Las únicas excepciones se dan en caso de circunstancias externas que obliguen a un cambio de vivienda, como por ejemplo un matrimonio o una relocalización por motivos laborales.
  • El propietario tiene que haber pasado a vivir en la propiedad en un plazo máximo de 12 meses después de haberla adquirido.

Además de esto, si la propiedad incluyese otros bienes relacionados como por ejemplo una plaza de garaje o un trastero, y estos se hubiesen adquirido al mismo tiempo que la vivienda, su precio también podría ser descontado del pago anual.

¿Qué ocurre si solo se usó parte del dinero de la hipoteca para comprar la vivienda?

En el caso de que la persona hubiera conseguido una hipoteca 100% más gastos, no todos los gastos de la misma serían deducibles incluso si se cumplieran todos los demás requisitos.

Por ejemplo, si parte del dinero de la hipoteca adquirida se hubiera utilizado para pagar los muebles de la casa o un vehículo, sólo sería posible descontar de los pagos la parte proporcional al importe gastado en la vivienda.

En resumen, desgravar los gastos de hipoteca de la declaración de Hacienda puede ser muy complicado; pero si cumples los requisitos puede ayudarte a ahorrar una cantidad importante todos los años.

Contacta con nosotros

Más artículos

¿Cuándo se deja de pagar intereses en una hipoteca - Central Hipotecaria (1)
Actualidad

¿Dónde invertir en vivienda?

Según el último estudio de Fotocasa sobre la rentabilidad de la vivienda en España, basado en un análisis de los precios de los inmuebles vendidos

¿Tienes alguna duda?

Contacta con nosotros para lo que necesites

¡Pregúntanos lo que quieras!